El Ayuntamiento de Cabanes debe devolver a Marina d’Or los 117.620 euros por los avales de Torre la Sal

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Fuente: El Mundo Financiero

LA ALCALDESA ESTRELLA BORRÁS (PP) SIGUE SIN RESPONDER

La promoción de Torre de la Sal cuenta con todos los informes técnicos favorables pero Alcaldía no se pronuncia

ayuntamiento_cabanes117.620 euros. Ese es el importe al que ascienden, a fecha de hoy, los gastos generados por los avales que la empresa Marina d’Or depositó en su momento en el Ayuntamiento de Cabanes para las obras del Sector Torre la Sal. Avales que la empresa está obligada a mantener mientras hace más de 16 meses que espera una sencilla respuesta del Ayuntamiento. La alcaldesa Estrella Borrás sigue sin responder, después de más de un año, a la solicitud de reanudación de las obras, pidiendo ahora nuevas consultas pese a tener informes favorables propios. Mientrastanto, su inoperancia hace que los gastos de los avales sigan creciendo.
Ya el 14 de marzo de 2012, la empresa solicitó al consistorio que se acordase la suspensión del cómputo de plazos y la prórroga en la ejecución de obras de urbanización del sector. 16 meses después, la empresa sigue sin respuesta. El 4 de marzo de este año, comprobado el absoluto silencio y la dejadez del Ayuntamiento que preside Estrella Borrás, y con la intención de agilizar en lo posible las obras y no incurrir en mayores demoras, la empresa comunicó al consistorio la reanudación de las mismas, al no tener respuesta en un sentido u otro. En ese momento sí se dio prisa el Ayuntamiento: tardó sólo 3 días en dictar un Decreto por el que se comunicaba a la empresa que “la reanudación de las obras del sector Torre la Sal no están amparadas por prórroga del Programa de dicho sector (con las consecuencias que de ello se derivan)…” Así funciona el Ayuntamiento de Cabanes. Solicitada la opinión de uno de los técnicos de la empresa, “te tienen 15 meses parado sin darte una respuesta y cuando ves que puedes estar así toda la vida y tomas la iniciativa, tardan solo 3 días en ordenarte parar. No sé si es manía persecutoria o si lo hacen así con todas las empresas. En cualquier caso, mal vamos”.
El problema es que el modo en el que Estrella Borrás y su equipo de gobierno están tratando este tema no daña ya solo a la empresa, sino que puede afectar al municipio entero de Cabanes, pues los costes de los citados avales son solo achacables al mal funcionamiento de la administración municipal que, pudiendo y debiendo haber resuelto respecto de la suspensión del cómputo de plazos y la prórroga en la ejecución de las obras de urbanización del Sector Torre La Sal, ha decidido dar la callada por respuesta durante meses y meses.
Por esta ineficacia manifiesta, el urbanizador ha reclamado al Ayuntamiento el importe que se ha visto obligado a soportar para mantener los avales que garantizan la ejecución de sus obras de urbanización, durante meses y meses, esperando una respuesta que nunca ha llegado. Esta acción a la que se ha visto obligada la empresa se fundamenta en el artículo 139 y siguientes de la Ley 30/1992, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y Procedimiento Administrativo Común, que reconoce el derecho de los particulares a ser indemnizados por las Administraciones Públicas correspondientes de toda lesión que sufran en cualquiera de sus bienes y derechos, salvo en los casos de fuerza mayor, siempre que la lesión sea consecuencia del funcionamiento normal o anormal de los servicios públicos, y que se trate de lesiones provenientes de daños que el particular no tenga el deber jurídico de soportar de acuerdo con la Ley.
La cantidad planteada asciende a 117.620 euros, tal como la empresa urbanizadora, Marina d’Or, tiene acreditada. Por otra parte, este importe hace referencia única y exclusivamente al gasto financiero soportado por los avales, que se prolongan sin más causa que la dejadez del Ayuntamiento, hasta el 22 de agosto de este año. Hay que tener en cuenta pues que la cifra seguirá creciendo de manera continua mientras el equipo de gobierno del Ayuntamiento no se digne a resolver.
El urbanizador ha asegurado que el problema no se limita solo a los gastos que generan los avales, sino que la paralización de las obras ocasiona también otros perjuicios susceptibles de indemnización: mantenimiento de la jardinería, materiales deteriorados en las zonas de acopio…, por no hablar del coste en equipos jurídicos, técnicos y administrativos que la empresa ha tenido que destinar a este asunto durante tanto tiempo.
Más allá de los perjuicios generados a la empresa, la inoperancia del gobierno de Estrella Borrás está impidiendo la creación de puestos de trabajo y perjudicando una reactivación económica que afectaría también a talleres y profesionales de Cabanes, necesarios para ejecutar las otras mientras que, simultáneamente, obliga a sus propios vecinos a vivir en un entorno inacabado, con una gran cantidad de problemas, al tiempo que se ofrece una pésima imagen a los turistas así como a los mismos propietarios.

Share and Enjoy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *