Los Rumores y Mentiras se Vuelven Contra el Mentiroso

Fuente: Plataforma/Cooperativa Amplaries

Acaba la carrera del gran Alonso (el piloto de F1), y nos disponemos a preparar las importantes reuniones de la semana que viene, ya que en ellas trataremos de marcar el ritmo de mejoras en nuestra urbanización de cara a la nueva temporada estival, pero antes hacemos un alto en el camino para hablar unos minutos sobre los rumores, mentiras y otras lindezas que nos dedican personajes amargados como el que ha animado el último de nuestros artículos. Un tal Santi, que sitúa a esta Plataforma/Cooperativa en cierta cooperación o dependencia de un gran grupo español y vasco al cual respetamos en su grandeza por la impecable trayectoria de muchos años. Desde luego, por fortuna o por desgracia, no tenemos nada que ver con dicho grupo, ni con cualquier otro. Siempre hemos dicho que nos convertíamos en Cooperativa y no Asociación, para no tener que depender de nadie que no sea de los propios socios o vecinos.

Mala IntenciónDebido a los obligados controles informaticos que nos obliga la ley, podemos asegurar que los “señores” que intentan levantar un nuevo rumor (y ya van…..) entre los vecinos, amparándose en nuestra permisividad y tolerancia, y que escriben en nuestro articulo “Vecinos de Marina d’Or, Unidos o “Por libre””,  con el seudónimo de Santi, Juan, Camilo y Juanma, podemos asegurar que han sido enviados desde el mismo ordenador. O bien son una gran familia y escriben todos desde el mismo domicilio, o estos cuatros personajes de ficción, son la misma persona.

Para información de todos aclarar que por el mismo método, también podemos asegurar que los señores Lobato, Alonso y Marylia, envian sus escritos desde diferentes domicilios, por lo tanto, todo hace pensar que son diferentes personas.

Hemos decidido escribir estas líneas para celebrar el triunfo de Fernando Alonso en Montmeló que a muchos nos ha alegrado el domingo.

El que dice una mentira no sabe qué tarea ha asumido, porque estará obligado a inventar veinte más para sostener la certeza de esta primera.

6 pensamientos en “Los Rumores y Mentiras se Vuelven Contra el Mentiroso

  1. PLATAFORMA, VOSOTROS A LO VUESTRO, ES DECIR A LO NUESTRO, A LO DE TODOS LOS VECINOS. COMO SIEMPRE, SEGUIR LUCHANDO A FAVOR DE TODOS NOSOTROS, PROPIETARIOS DE MARINA DOR Y DEMÁS.
    ENHORABUENA Y GRACIAS Y SUERTE EN PRÓXIMAS REUNIONES.
    GRACIAS, OTRA VEZ.

  2. No comprendo nada el afán de metir, ¿para qué? si al final se le ven las orejas. Como bien han dicho en un comentario anterior mantener una metira es dificil, así que mantener cinco por ser la misma persona con nombres diferente es la leche.
    Seguir como hasta ahora que sois la leche Plataforma.
    Un saludo

  3. NI CASO

    Apostamos muchos por el buen trabajo que estáis realizando, y que se esta viendo los resultados, pero esto solo es satisfacción de movimiento.

    LA GRANDEZA LA TENÉIS EN OTRO MOVIMIENTO, QUE DESDE QUE OS CONOZCO SIEMPRE OS HE VISTO CON LA MISMA CHAQUETA.
    JUAN ANTONIO

  4. Bravo, bravo, bravo.!!! Por el triunfo de Fernando Alonso y por vosotros. Así se habla.!!!! Como dicen en mi pueblo, se coge antes a un mentiroso que a un cojo….
    Una cosa es hacer comentarios y dar opiniones en artículos sobre los que podemos estar más o menos de acuerdo, (generar debate es interesante y todos aprendemos algo). Y otra cosa son rumores insidiosos que intentan dejar un poso amargo entre todos los que estamos aquí de buena fe. Qué sepan que no lo van a conseguir. Esto ya no tiene vuelta atrás.
    El señor/señora que es uno y escribe como cinco, se nota en sus escritos que tiene mucho lío mental . No es extraño, ahora soy uno, luego otro, y después otro más. Demasiado arroz para tan poco pollo.
    Os puedo asegurar que Martín Lobato y yo sí somos dos personas distintas, ¿verdad, Martín? jajajaja, y a Alonso no tengo el gusto de conocerle, pero todo se andará.
    Ahhh y me apunto el dicho que habéis puesto, me va a venir de perlas.
    Buenas noches.

    • Viene muy bien este artículo, realmente oportuno. Enhorabuena. Y muy pasadas las 11 de la noche de un domingo, 12 de mayo de 2013, en el que, quien más y quien menos, como justa contrapartida a su azarosa jornada laboral, tiene derecho a un justo descanso. No pretendo poner medallas a nadie (Alonso ha ganado, bien, y hace felices a mucha gente: perfecto), pero para mí, los auténticos héroes son (siento pudor al reiterarlo) estos señores (con mayúsculas, joder) que no sé si duermen, como yo, que tanto me cuesta conciliarlo, y que responden a altas horas de la noche, como es el caso. Y con espíritu constructivo en tiempos de aviesa moral en todos los estamentos, públicos o privados. Un tal Camilo acaba de amenazarme (también a un tal Alonso, que no tengo el gusto de conocer, reitero) por ejercer mi derecho a defender mi dignidad y decir lo que pienso. Desde el mismo domicilio parece que escriben 4 supuestos foreros diferentes, que da que pensar, como dice el moderador, que son 4 en uno, como el disolvente. Uno no sabe ya a qué atenerse, pero Camilo, tu bravuconería conmigo no vale, no se trata de cojones, sino de argumentos, y por muy simplistas que sean los míos, son palabras, sin más, hirientes a veces o crueles, según tu versión, pero yo solo intento que sean irónicas y mordaces que es el recurso del perdedor habitualmente. Me cuelga lo mismo que a ti, afortunadamente todavía, y sin ser volcánico aún obedece (a veces se hace el remolón, todo hay que decirlo) pero lo que no hago es ostentación testicular para amedrentar a nadie como haces tú. En eso nos diferenciamos tú y yo. Y en más cosas que no vienen a cuento. No me vuelvas a amenazar y, en cualquier caso, no me vas a callar. Por mucho músculo que tengas y por muy racial que seas. Así no se actúa en el siglo XXI. Es mi opinión, no sé si compartida, pero me da igual.

      Marylia, a estas alturas con tanto follón de identidades, quien sabe quien es quien. Que yo recuerde en Semana Santa yo te vi mujer y mi mujer que acaba de decir que me vaya a la cama. O sea, ser soy, hombre. En apariencias.

      Buenas noches y felices sueños.

      Martín.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *