El FIB garantiza la edición del 2013 al vender su dueño el 65% de acciones

Fuente: El Periódico Mediterráneo

el actual propietario DEJARÁ la dirección después del EVENTO

fibMaraworld ratifica que la cita “continúa adelante” y las autoridades recuerdan las gestiones realizadas. Vince Power cierra la operación con Denis Desmond y Simon Moran, dos importantes promotores europeos

Maraworld garantiza el FIB. Es la respuesta a las miles de personas que estos días se preguntan si finalmente se celebrará en apenas dos semanas (del 18 al 21 de julio) el Festival Internacional de Benicàssim. Así lo aseguró ayer la empresa organizadora a través de un comunicado en el que anunciaba la venta de una “parte considerable de las acciones” a dos de los más importantes promotores de festivales europeos, Denis Desmond (dueño de  MCD Productions, socia de Live Nation en la organización del macrofestival de Glastonbury) y Simon Moran (SJM Concerts).

Y es que los impagos a los proveedores por parte del hasta ahora propietario único, el productor irlandés Vince Power, han frenado el arranque del complejo montaje de las instalaciones y las infraestructuras del recinto de conciertos, que debería haber comenzado hace unos cinco días.

Tras haber afirmado los organizadores que el macroevento seguía adelante a través de un primer escueto comunicado, Maraworld revelaba unas horas después la venta, como vaticinó este periódico en su edición de ayer. Una operación que aseguraría el pago de la deuda que bloquea la cita, unos cuatro millones de euros.

HASTA AGOSTO // En la nota se matiza que Power “permanece como accionista en Maraworld y continuará ejerciendo como director general hasta agosto del 2013”. La negociación in extremis –en la que el propio Power trabajó en un ambiente distendido en el festival de Glastonbury– ha consistido, según ha podido averiguar Mediterráneo, en la venta de un 65% de las acciones, quedándose el actual dueño con el 35%, por lo que en un mes se esperan cambios en la dirección de la firma.

La organización del FIB asegura que el certamen, que celebra este ejercicio su 19ª edición, “sigue adelante” y que “no se ve afectado por esta adquisición”.

Por su parte, el empresario explicó que el “difícil clima económico, unido al mal año sufrido por Music Festivals PLC”, ha motivado su “decisión de vender una participación considerable del festival de Benicàssim”.

El productor irlandés se mostró “satisfecho” de que “dos de los más importantes promotores de festivales europeos sean ahora socios”. Asimismo, dijo que el FIB es una de las citas musicales “mejor establecidas y más amadas del mundo” y él quería “asegurar su futuro por muchos años”.

VALORACIONES // Tras hacerse pública la noticia, la alcaldesa benicense, Susana Marqués, destacó que la “incertidumbre generada en torno al festival no ha supuesto en ningún momento para el Ayuntamiento merma alguna en el trabajo diario para conseguir que el recinto estuviera en condiciones”. La munícipe recordó que desde el ejecutivo siempre han “exigido que se pague a los proveedores la deuda del año anterior y, sobre todo, que se garantice el pago de los servicios que se realicen este año”. Desde el consistorio confían en que hoy o mañana puedan arrancar los trabajos del montaje con “las mismas garantías y condiciones de seguridad que otros años”.

El presidente de la Diputación, Javier Moliner, por su parte, insistió en que han “hecho toda la presión posible para garantizar tanto la celebración del festival como el pago a los suministradores y finalmente el trabajo ha  conseguido dar sus frutos”.

El jefe del Consell, Alberto Fabra, aseguró que tanto “la Diputación como el Ayuntamiento  siguen trabajando para asegurar la edición de este verano”. H

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *