Ripollés coloca hoy la última pieza a la escultura del aeropuerto

La escultura “El hombre avión” mide 24 metros de alto por 18 de ancho y pesa unas 33 toneladas.

La escultura «El hombre avión» de Ripollés, situada junto al aeropuerto de Castelló –hoy todavía sin tráfico aéreo– quedará concluida esta mañana con la colocación de la pieza final que faltaba. La obra representa un avión de gran tamaño remontando el vuelo y tendrá unas dimensiones definitivas de 24 metros de altura por 18 de ancho, y un peso cercano a las 33 toneladas. Elaborada en acero cortén, cobre y acero inoxidable, es la más grande por dimensiones y peso que el artista de Castelló ha elaborado hasta la fecha.

Inspirándose en lo que el artista considera una alegoría de la capacidad creativa del cerebro humano, que es capaz de concebir inventos y proyectos, la figura representa la «idea» de un avión surgiendo de la cabeza de un ser humano. El humano podría ser Carlos Fabra, ex presidente de la diputación y máximo impulsor del proyecto de Ripollés.

La figura del presidente será el elemento clave de una obra que costará alrededor de 300.000 euros y que está ultimando el artista por encargo de Aerocas en su estudio de Burriana. Ripollés explicó que se inspira «con total libertad» en Carlos Fabra porque «mi mayor motivación para la obra es el tesón de una única persona que ha luchado y ha hecho realidad el aeropuerto, e indudablemente esa persona es Carlos Fabra». La escultura no es un retrato de Fabra, pero se inspira en él y en esa ilusión para concebir un aeropuerto. «Yo estuve presente cuando por primera vez Carlos Fabra le dijo a Aznar: «Presidente, quiero un aeropuerto para el desarrollo económico de la provincia», dice Ripollés.

ellevante

3 pensamientos en “Ripollés coloca hoy la última pieza a la escultura del aeropuerto

  1. Como es posible que estemos al borde de un rescate y un gobierno no ponga freno a todas estas JILIPOLLECES, todo ese dinero que es de todos los impuestos ,bien podia ser para primeras necesidades que ya son muchisimas.

  2. Y este encargo de 300.000 euros se ha adjudicado a través de un concurso público o se ha hecho “a dedo” por haber estado presente «… cuando por primera vez Carlos Fabra le dijo a Aznar: «Presidente, quiero un aeropuerto para el desarrollo económico de la provincia» ?

    Ripollés es a Mdor – Castellón lo que Calatrava a Valencia, o sea, un notario artístico de una época (la del pelotazo).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *