Fomento reactiva el AVE a Castellón pero sin fijar plazos y con sólo el 4% del presupuesto

Ana Pastor anunció ayer la puesta en marcha del proyecto y se fijó como compromiso «iniciar las obras este año, siempre que sea posible» 

El Ministerio de Fomento ha vuelto a dar alas a la alta velocidad hasta Castellón con el anuncio de la ministra, Ana Pastor, afirmando que este mismo mes de mayo se procederá a licitar de nuevo una primera fase de las obras que unirán Valencia y Castellón con el AVE «con el fin de que los trabajos puedan comenzar este año».

Sin duda una gran noticia para la provincia que, por fin, ve un avance en la consecución de esta demandada infraestructura, aunque para este ejercicio tan solo se haya consignado una partida de 30 millones de euros sobre los 800 que costará el proyecto, aproximadamente un cuatro por ciento del total.
Pastor, de todos modos, despejó ayer las dudas que pesaban sobre la llegada del AVE a Castellón y que ahora vuelve a incluirse en los Presupuestos Generales del Estado. Eso sí, la prudencia fue la tónica reinante en el anuncio de la ministra que no quiso poner plazos a los trabajos alegando que «cuando uno promete fechas sin haber iniciado las obras, tiene un problema importante. Mi sistemática es empezar las obras, si es posible este año, y ése es mi compromiso».
Para la titular de la cartera, de todos modos, este anuncio es «la forma de apoyar y de fomentar la riqueza de la Comunitat Valenciana, de acercar personas y mejorar la competitividad de las empresas». El argumento que ya habían usado todas las administraciones provinciales en su reiteradas peticiones para que se pusieran en marcha las obras de la alta velocidad y que ayer recibieron finalmente una respuesta de Fomento.
Así, la ministra mostraba su compromiso con Castellón y aseguraba que desde el Gobierno «no se renuncia a la alta velocidad de viajeros» pese a las evidentes dificultades económicas por las que atraviesa la Administración central. De hecho, Pastor reconocía durante su comparecencia de ayer que «las obras no se han hecho porque no había ni un solo euro para el proyecto», a lo que añadía que «hasta ahora estamos trabajando con el dinero que había para los tramos presupuestados y, desgraciadamente, este tramo no tenía dinero».
Este hecho deja en evidencia, una vez más, las constantes promesas del anterior ministro de Fomento, Jose Blanco, que llegó a licitar los trabajos con un coste de 1.300 millones. Un trámite que sacó también a colación la ministra al recordar que este proyecto se licitó en «varias ocasiones, se adjudicaron las obras y nunca se llegaron a poner en marcha, hasta llegaron a estar publicadas en el boletín de las Comunidades Europeas».
Eso sí, la infraestructura cuenta con la ventaja de que, a pesar de ver reducido considerablemente su presupuesto de los 1.300 millones de euros iniciales a los 800 millones actuales, el proyecto ya está redactado, lo que acortará plazos y trámites para su puesta en marcha. Pues, como señalaba la ministra, «yo llevo toda la vida en la administración pública y siempre que llego a un sitio, todo el trabajo realizado, si se puede, se aprovecha y no se encarga una cosa nueva».
Del mismo modo, destacaba que la nueva licitación de los trabajos significa «iniciar el proceso porque lo que dicen los técnicos es que es una obra que se adjudicó en su momento y después de eso no se llevó a cabo», agregando que se trata de «un proyecto maduro para poner en marcha».
Sin embargo, el anuncio de Pastor tiene también un lado preocupante y es que pese a afirmar que «se va a impulsar lo que hasta ahora tenía cero euros presupuestados» también advirtió que «ya se está elaborando el presupuesto del año que viene en un momento complicado donde la restricción es importante y por eso se priorizarán las infraestructuras más importantes», sin aclarar si en las cuentas de 2013 seguirá presente la construcción de este tramo o el AVE a Castellón tendrá que esperar un poco más.
La noticia, de todas formas, era muy bien acogida entre los representantes castellonenses y tanto el presidente de la Diputación, Javier Moliner, como el alcalde de Castellón, Alfonso Bataller, alababan la decisión del Gobierno.
El primero señalaba tras conocer la noticia que «la licitación de la alta velocidad abre las puertas para que Castellón siga creyendo en el futuro pensando en turismo, industria, logística y en el potencial de nuestro puerto y nuestros empresarios», al tiempo que coincidía con Bataller en que «esta gran noticia supone la consolidación de una demanda histórica, el triunfo de la sociedad y de la capacidad reivindicativa de una provincia que nunca se va a conformar con lo que tiene».
A estas afirmaciones el munícipe castellonense añadía que «las continuas reivindicaciones de los castellonenses han dado sus frutos» mientras confiaba en que «ahora se ejecute esta infraestructuras, tal y como se ha comprometido».
Pues si algo quiso destacar el alcalde de la capital de la Plana fue que la infraestructura supondrá incrementar la riqueza económica de la provincia.

Un pensamiento en “Fomento reactiva el AVE a Castellón pero sin fijar plazos y con sólo el 4% del presupuesto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *